El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Lelia Driben

Crítica de Arte (Argentina - México)
De "Carlos Kravetz y sus 'cartografías apócrifas, 2005"

Contra viento y marea, pese al predominio de otras propuestas pictóricas durante las últimas décadas y, sobre todo, de otros modos en la puesta específica de la pintura, Carlos Kravetz sigue fiel a un uso de la misma que se conecta con la primera mitad del siglo XX y que no busca ninguna fractura, ninguna puesta entre paréntesis de la misma. (...)

(...) Sobre él, sobre este autor, vale mencionar que la tersura de su manejo del color y de la pintura lo ubican como un clásico del siglo pasado. También por su estructuración y elección iconográfica, este pintor abre una pequeña puerta de sus cuadros a esa realidad estética tan ambigua y abarcadora que tuvo vigencia en Europa en la primera mitad de la centuria pasada y se llamó neofiguración. Claro está que en este caso se trata de una neofiguración perceptible en mínimas pautas situadas en el corazón de lo abstracto y del expresionismo abstracto. Desde esta ubicación estilística Kravetz responde no sólo a una afinidad subjetiva (y electiva) sino también a un enclave conceptual. No confundir: no se está diciendo aquí que el pintor (...) elabora una pintura conceptual, no, pero en el sustrato de cada tela hay una mezcla de sustento tan reflexivo como pasional, si cabe el término. (...)

(...) hay una visible tensión en los cuadros de Carlos Kravetz entro lo mesurado y lo despojado, y una suerte de action painting muy controlada, para edificar una red de gestos en la que laten impulsos contradictorios, diferentes y sin embargo conciliables. (...)

En un corto texto (...) que justifica a la actual serie cartográfica, el pintor dice que su „...generación, en la Argentina...‰, está „atravesada por los viajes, las separaciones, los exilios, las distancias‰. Es cierto, algunos padecimos el exilio externo y otros, como Kravetz, vivieron el no menos doloroso exilio interno. De ahí que su actual conjunto de obras instituya la "metáfora del viaje". Y sigue: "se trata de una cartografía que...no remite a geografías concretas", es, más bien, "una forma mítica de entender el mapa" para dar vehículo a "lugares sin tiempo, o lugares sin lugar" y, en esa medida, utópicos, con una utopía que implica la recreación continua de una espera, la de otro tipo de diagrama social. Insisto, el no lugar es también el lugar imaginario que se pliega a la pictorización del imaginario en cada superficie. En otro sentido, el no lugar son los miles de lugares de la diáspora; el no lugar es el espacio inalcanzable de una tregua contra el desamparo, allí donde la necesidad de asirse vuelve a plegarse sobre el simulacro de la tela como un sitio desterritorializado. Finalmente, (...) es preciso agregar que las obras actuales poseen una proclividad a la síntesis que delimita al conjunto como uno de los momentos más altos en la producción de su autor.
Obras: PINTURA - DIBUJOS DE MESA - GRAFICA DIGITAL - INSTALACIONES - FOTOGRAFIA

BIOGRAFIA - COLECCIONES - DISTINCIONES - PRENSA - TALLER DE ENSEÑANZA - BONUS - E-MAIL

CARLOSKRAVETZ.COM.AR - Carlos Kravetz, Artista plástico
© 2010 Prohibida su reproducción total o parcial.
Diseño y desarrollo de VERTIGO